Cambiar el suelo sin reformas

El suelo o pavimento es fundamental en la decoración de cualquier espacio. Del suelo depende el estilo, el que el espacio resulte más o menos acogedor, la comodidad y el confort de la estancia, etc.

A la hora de decorar cualquier espacio o estancia, el suelo y las paredes son fundamentales. De hecho; si la estancia está totalmente desnuda, la primera elección son los revestimientos de la pared y el suelo.
Claro que, cuando ya el espacio cuenta con el suelo ya instalado, adaptarlo a las necesidades y estilo que buscamos, no es tarea sencilla. Cambiar el suelo requiere de grandes obras y también de grandes inversiones. Sin embargo; existe otra opción, personalizarlo en lugar de cambiarlo.

Hoy te mostramos una idea sencilla que te permitirá cambiar por completo el aspecto y apariencia de tu suelo.

suelo

Se trata de una opción que permite cambiar el color del suelo, pudiendo apostar por el color que mejor encaje con tu personalidad o que mejor encaje con el estilo del resto de la decoración.

Los materiales necesarios para lograrlos son muy sencillos, sólo hacen falta una producto de imprimación y un esmalte en el color que desees. Y lo mejor es que puedes aplicarlo tú mismo/a, ya que es muy sencillo.

Si quieres saber cómo puedes cambiar radicalmente el aspecto de tu suelo, el siguiente vídeo te muestra todos los pasos y claves.

Dejar respuesta