-

Silla Gaudí, un homenaje al arquitecto catalán

Antoni Gaudí fue un gran arquitecto catalán que todo conocemos por su obra más emblemática: la Sagrada Familia. Es famosa por su característica forma y extensión y también por esta todavía inacabada.  Ahora su estilo modernista ha servido de inspiración para el Studio Geenen que ha diseñado una silla inspirándose en su obra.

Su nombre es Gaudí Chair, como no podía ser de otra forma y en ella vemos las formas sinuosas de la obras de Gaudí. Está creado con una estructura de nervios creados con nylon y vidrio, una técnica similar a la que utilizaba el arquitecto,  y con una superficie en color negro fabricada en fibra de carbono, que contrasta con la parte inferior en color blanco, algo que da más fuerza a su diseño.

En el siguiente vídeo vemos como es el proceso de creación de la silla, primero sentando las bases del diseño con un sistema de cadenas suspendidas y luego plasmándolo en la estructura final.

Más información: Studio Geenen

Vía: Decoración 2.0

Lo último...

Claves para decorar tu hogar y darle un estilo industrial

En los últimos años, el estilo industrial se ha convertido en todo un referente a la hora de decorar los hogares de todo el...

Tips y consejos para limpiar a fondo nuestros hogares

Si buscas consejos para limpiar tu casa, a continuación te proponemos una lista con estupendos tips que te ayudarán a tener tu hogar como...

Mosquiteras a medida, tu mejor opción

Los insectos, el polen y la suciedad pueden ser muy molestos cuando abres las ventanas de tu vivienda para disfrutar de la brisa exterior,...

Ideas estupendas para la decoración navideña de este año 2020

Las navidades se encuentran ya a la vuelta de la esquina. Así que, seguramente, querrás saber un poco más a cerca de algunas tendencias...

Ideas para decorar las paredes de tu hogar y darles una nueva vida

Si buscas ideas para decorar las paredes de tu hogar a continuación, te propongo unas cuantas que están bastante bien. Recuerda la importancia le dar vida a tus paredes ya que...
Artículo anteriorEl regreso de los 80
Artículo siguienteTarta nupcial italiana de frutas II